19 Aug 2017

Estudian el pulpo rojo de Yucatán

*Especies de pulpo provenientes de Japón y Sudamérica son portadores de parásitos que causa la anisakiasis, la cual se puede percibir como dolores gastrointestinales Por sus estudios para determinar si el pulpo rojo (Octopus Maya) es

*Especies de pulpo provenientes de Japón y Sudamérica son portadores de parásitos que causa la anisakiasis, la cual se puede percibir como dolores gastrointestinales

Por sus estudios para determinar si el pulpo rojo (Octopus Maya) es portador de parásitos que afectan la salud de los consumidores, Shelia Castellanos Martínez, estudiante de posdoctorado en el Centro de Investigación y de Estudios Avanzados (Cinvestav), se hizo acreedora a la Beca para las Mujeres en la Ciencia L’Oréal-UNESCO-Conacyt-Academia Mexicana de Ciencias, en su edición 2014.

La estudiante del Departamento de Recursos del Mar, en el Cinvestav Unidad Mérida, ha analizado diversos tipos de cefalópodos durante su formación científica, y esta es la primera vez que estudia a la variedad Octopus Maya, endémico de la Península de Yucatán que se comercializa en distintos mercados internacionales, principalmente en Europa y América Latina

El objetivo de esta investigación es saber si el pulpo es portador de parásitos que puedan ser peligrosos para el consumo humano, y que eventualmente pueda repercutir en la exportación del producto desde México.

De acuerdo con la galardonada, muchas variedades de pulpos provenientes de Japón y Sudamérica son portadores del nematodo conocido como anisakis, un parásito que causa la anisakiasis, la cual se puede percibir como dolores gastrointestinales y muchas veces se confunden con gastritis. Por lo que su investigación se centra en determinar si el cefalópodo originario de Península de Yucatán también presenta ese microorganismo nocivo.

La investigación realizada en Cinvestav Unidad Mérida también analiza la presencia de los parásitos en fases larvarias en los pulpos, ya que las investigaciones actuales por lo general sólo se basan en identificar a los parásitos desarrollados.

Para ello, Castellanos Martínez analiza a nivel molecular los parásitos, de esa forma se complementa el estudio tradicional con un análisis más completo. “Lo que buscamos con la investigación es realizar una base de datos con imágenes que pueda ser empleada por científicos de todo el mundo para saber qué especies de parásitos se encuentran en la población de pulpos”, explicó Castellanos Martínez.

La galardonada señaló que este proyecto desarrollado en el Departamento de Recursos de Mar lo realiza con Leopoldina Aguirre, investigadora titular del Laboratorio de Patología Acuática del Cinvestav Unidad Mérida.

Sheila Castellanos Martínez fue acreedora a la Beca para las Mujeres en la Ciencia L’Oréal-UNESCO-Conacyt-Academia Mexicana de Ciencias en la edición 2014 por el área de zoología, la cual consiste en un monto de cien mil pesos, que de acuerdo con la galardonada, serán empleados para la adquisición de reactivos.

Estas becas son otorgadas a investigadoras mexicanas menores de 40 años desde hace ocho años, con la intención de apoyar la continuidad de las investigaciones en las que están involucradas. A la fecha, este reconocimiento a beneficiado a 39 científicas mexicanas, dentro de las que se encuentran investigadores del Cinvestav.

Review overview
NO COMMENTS

Sorry, the comment form is closed at this time.