Campaña fraudulenta en WhatsApp cambia a Starbucks por Zara y H&M como anzuelo

A solo 10 días de que investigadores de Kaspersky Lab informaron sobre un mensaje de ingeniería social que se propagaba a través de WhatsApp ofreciendo 500 pesos en moneda local para Starbucks, parece ser que

A solo 10 días de que investigadores de Kaspersky Lab informaron sobre un mensaje de ingeniería social que se propagaba a través de WhatsApp ofreciendo 500 pesos en moneda local para Starbucks, parece ser que los actores detrás de este fraude cambiaron de anzuelo y ahora están ofreciendo dinero para las populares tiendas de ropa europeas Zara y H&M

image006

image007

La táctica parece ser la misma ya que el bono o crédito para estas tiendas es supuestamente otorgado si el usuario acepta contestar una encuesta.

Igual que la campaña que utilizaba a Starbucks, tan pronto la víctima da clic en la encuesta, ésta recibe un anuncio para que difunda el mensaje a 10 de sus contactos con el fin de canjear el bono imaginario de Zara o H&M, según la ubicación del usuario, para así engañar a más víctimas.

“Tal como en la campaña anterior, los criminales detrás de este fraude tienen la capacidad de personalizar los ataques de acuerdo a los países de sus víctimas. Su objetivo es obtener información personal de los usuarios que puedan explotar en otras campañas maliciosas de spam, phishing o malware. Adicionalmente, al final de cada encuesta, tienen la oportunidad de publicitar a las víctimas elementos no deseados”, advirtió Dmitry Bestuzhev, Director del Equipo de Investigación y Análisis en Kaspersky Lab. “Hay que desconfiar de ofertas compartidas en redes sociales y mensajerías de chat ya que la mayoría de las veces no son ofertas legitimas. Además, es recomendable no ofrecer información personal a cambio de premios ya que sus datos, reputación y seguridad pueden correr peligro”, concluyó.

El experto señala que los atacantes siempre eligen temas universales y marcas populares que pueden engañar tanto a hombres como a mujeres. En este caso, el abuso de las marcas Zara y H&M es un buen ejemplo ya que ambas venden ropa para ambos sexos. De esta manera los atacantes pretenden expandir su red de operaciones de forma masiva.

Review overview
NO COMMENTS

Sorry, the comment form is closed at this time.